TAN FUERTE, TAN CERCA





Alberto Díaz comenta: "Tan fuerte, tan cerca" , es una buena novela. El motivo central está marcado por el atentado trágico a las Torres Gemelas de Nueva York. En aquél caos apocalíptico muere el padre de Oskar que se encontraba en un lugar inhabitual y en un momento desafortunado. El niño, de nueve años, es el protagonista de esta narración. Y es un niño especial, de una inteligencia superior y una sensibilidad asombrosa
Con menos de treinta años, Jonathan Safran Foer - un novelista judío que ha sido comparado con Philip Roth o Bernard Malamud - logró publicar dos novelas que le auparon junto a los más destacados narradores judío-norteamericanos por su enorme éxito. "Todo está iluminado" y "Tan fuerte tan cerca" no sólo fueron best-sellers internacionales en el terreno literario. Las versiones cinematográficas de dichas novelas elevaron la aceptación del público exponencialmente. Posteriormente Safran publicaría un ensayo sobre alimentación no carnívora, una novela en 2008 y otra en 2016, "Aquí estoy" , de la que no tengo muchos datos excepto ciertas críticas aparecidas en internet (en páginas web dedicadas a la critica literaria al margen de los medios habituales) donde la descalifican de forma más o menos agresiva. Aún así, habrá que leerla en consideración de la excelente factura de las dos anteriores. "Tan fuerte, tan cerca" , es una buena novela. El motivo central está marcado por el atentado trágico a las Torres Gemelas de Nueva York. En aquél caos apocalíptico muere el padre de Oskar que se encontraba en un lugar inhabitual y en un momento desafortunado. El niño, de nueve años, es el protagonista de esta narración. Y es un niño especial, de una inteligencia superior y una sensibilidad asombrosa. Oskar busca una razón que justifique y aclare la muerte de su padre, al que amaba y respetaba considerablemente. Siguiendo una pista leve (encuentra una llave metida en un sobre con la palabra "Black" y el sobre dentro de un jarrón que rompe accidentalmente cuando inspecciona las cosas que quedaron en la habitación de su padre tras su desaparición) el niño, lleno de recursos, imaginación y perspicacia, inicia una absurda pero magnífica labor que roza lo imposible: visitar a todas la personas apellidadas "Black" en la ciudad de Nueva York para tratar de encontrar la cerradura que abre esa llave y la relación de esa persona con su padre. Eso podría aclarar porqué estaba su padre (un artesano de joyería con tienda propia) en una de las torres destruidas. En tronco esencial de la trama tiene varias ramificaciones de mas o menos importancia que van dando fuerza dramática (e incluso humor, como la desternillante conversación que Oskar mantiene con su psicólogo, págs.197 y siguientes) a la novela. Especialmente emotiva es la historia paralela de abuelo de Oskar, refugiado alemán en Estados Unidos tras la segunda Guerra Mundial, que nos depara páginas magistrales sobre el bombardeo aliado de Dresden, págs.281-291, desde el punto de vista de sus víctimas. La historia engancha y emociona. Los personajes secundarios llegan cargados de emotividad y la trama se desenvuelve con algunas incoherencias que no hacen más que acentuar la fuerza humana de lo que se nos narra. Especialmente originales son la páginas ilustradas que van acompañando la narración, como el montaje final en el que se nos invita a pasar las ilustraciones velozmente (una fotografía muy conocida de un cuerpo cayendo desde lo alto de una de las torres). De lectura aconsejable, sin duda. FICHA TAN FUERTE, TAN CERCA.- Jonathan Safran Foer.- Tras. Toni Hill.- Ed. Lumen.- 441 págs.


comentaris

No hi ha cap comentari a aquest article

comenta
El comentari s'ha enviat correctament i està pendent de validació.